Patentes basadas en teorías no aceptadas por la comunidad científica

Introducción

Al hilo de los comentarios de Arturo sobre las novedades en patentes homeopáticas, planteo aquí el problema con el que se encuentran las Oficinas de Patentes cuando se enfrentan con solicitudes basadas en teorías no aceptadas por la comunidad científica.

Para ello expongo el caso sobre el que se basa, en parte, la  reciente sentencia británica que da una segunda oportunidad a las patentes homeopáticas y que será objeto de otra entrada.

Blacklight, GTUMCC y el hidrino

El Sr. Mills es autor de numerosas publicaciones en las que desarrolla lo que denomina la “Gran Teoría Unificadora de la Mecánica Cuántica Clásica” (GTUMCC).

gtu

Esta teoría postula la existencia de los hidrinos, átomos de hidrógeno en un estado energético inferior al más bajo observado, lo cual requiere que el electrón orbite a un radio menor al radio de Bohr.

El Sr. Mills también tiene una empresa llamada Blacklight Power (ahora Brilliant Light Power) que ha atraído inversiones cercanas a los 100 M$ y que ha solicitado varias patentes en diversas partes del mundo, reivindicado aplicaciones de su GTUMCC.

Siempre publicar después de patentar

Siempre publicar después de patentar

En EEUU le han concedido patentes sin problemas, pero en Europa han sido rechazadas por la EPO y UKIPO.

EPO: no me lo creo

En la EPO, el examinador objetó falta de suficiencia en la descripción, basada en que en la patente solo se presentaban conceptos teóricos desarrollados por el solicitante, pero no fenómenos observables y reproducibles.  Los hidrinos no estarían aceptados por la comunidad científica en su conjunto y el experto en la materia no podría obtener hidrinos ni con el estado de la técnica, ni con la divulgación de la patente. Cualquier aplicación de esta teoría (p.e. laser o producción de electricidad) se contaminaría de esta falta de suficiencia.

La existencia de los hidrinos violaría las leyes de la física conocida. Aunque algunos hechos experimentales puedan explicarse con los hidrinos, esta no sería la única explicación posible. La invención se basaría en resultados experimentales ambiguos y conceptos teóricos dudosos. Por tanto, concluye la EPO, la solicitud carecería también de aplicación industrial. El solicitante retiró la solicitud.

appind

 

UKIPO: yo tampoco me lo creo

En su decisión sobre la solicitud de patente de Blacklight y la GTUMCC, la UKIPO propuso que, para calificar una teoría científica como “verdad” o “válida”, se podían considerar los siguientes criterios:

  • a) la teoría ofrece una explicación de la realidad consistente con la teoría establecida o, si no es consistente, ofrece una explicación que es mejor y debe ser consistente con el resto de teorías que no desplaza.
  • b) la teoría debe hacer predicciones comprobables mediante experimentación. Experimentación que debe concordar con las predicciones de la teoría y debe mostrar que la teoría rival es falsa.
  • c) la teoría debe ser aceptada como válida por la comunidad científica que trabaja en el campo relevante.

Respecto a patentes basadas en nuevas teorías, la UKIPO considera apropiado pedir un nivel de confianza real pero moderado en la “verdad” de la nueva teoría, proponiendo el balance de probabilidades como regla para conceder la patente: la probabilidad de que la nueva teoría sea cierta debe ser mayor que la probabilidad de que sea falsa.

En relación con los 3 criterios de validez en el caso de la GTUMCC:

  • a) según la UKIPO, la teoría no sería consistente con la mecánica cuántica y con la física clásica. UKIPO se declara incapaz de valorar si la GTUMCC ofrece una explicación de los fenómenos físicos
  • b) Mills ha presentado 116 artículos científicos ante UKIPO con experimentos sobre la GTUMCC. Eliminando los artículos en los que Mills no es autor, quedan 15 artículos, aunque de ellos muchos tendrían alguna conexión con Blacklight. Lo más destacable de los  experimentos es que se producía una cantidad de calor difícil de explicar y los autores mencionan que podría explicarse con los hidrinos. Sin embargo, según la UKIPO los autores de los artículos no concluyen que esta sea la explicación.
  • c) la UKIPO indica que la GTUMCC se propuso como teoría hace décadas pero que no ha aparecido en los periódicos o en los libros de texto y que la comunidad científica relevante (los físicos) no la aceptan como válida.

La conclusión de la UKIPO es que, en este caso, la probabilidad de que la nueva teoría sea cierta es menor que la probabilidad de que sea falsa.

El juez británico: In dubio pro applicant y el Micawberismo va a llegaar

En su recurso, Blacklight alego que el balance de probabilidades no era la regla adecuada, proponiendo que la regla fuera denegar la patente cuando la teoría fuera claramente contraria a las leyes establecidas por la física.

En su sentencia, el juez del recurso se plantea cuál es la regla correcta, mencionando que la jurisprudencia señala que la UKIPO debe conceder el beneficio de la duda al solicitante.

Tal y como yo entiendo la sentencia, en correspondencia con la magnitud de la duda sobre una cuestión de hecho afirmada por el solicitante que puede determinar la patentabilidad, la regla correcta distingue 3 casos :

  • Hay duda “sustancial”: la UKIPO debe entonces considerar si existe una perspectiva razonable (reasonable prospect) de que los tribunales, basadas en posibles nuevas pruebas sobre la materia y con la declaración de expertos, den la razón al solicitante. En ese caso debe conceder la patente.Pero, según dice el juez , una cosa es tener una probabilidad razonable y otra ser un Micawber de la vida, personaje de la novela “David Copperfield” caracterizado por ser pobre, pero optimista sobre su futuro esperando que “algo sucederá”.

    SPOILER ALERT: by the end of David Copperfield, Mr Micawber is a successful bank manager and magistrate in Australia. Something did turn up, after all. Hurray!

  • Hay duda “a secas”: la UKIPO debe examinar el material que se le presente y decidir con un balance de probabilidades.
  • No hay duda: la UKIPO debe denegar en estos casos, porque la invención es claramente contraria a las leyes de la física y no hay perspectiva razonable de que un tribunal la considere cierta. La sentencia menciona en estos casos los móviles perpetuos.

Pues bien, en su recurso el solicitante dice y el juez está de acuerdo en que la regla de decisión que debería haber aplicado la UKIPO en este caso no era la basada en el balance de probabilidades, sino que debería haber admitido la existencia de una duda “sustancial” . Otra cuestión es si, aplicando la regla correcta, se hubiera llegado a una decisión distinta.

En este punto, al juez le entra la pereza de otro personaje de ficción (Garfield) y dice que no le ha llegado el material sobre la  GTUMCC y que, en cualquier caso, examinar las pruebas sería para él un ejercicio impracticable y, de paso, abronca a la UKIPO por no haber presentado noséquépapel (a Respondent’s notice). Así que le devuelve la hot potato a la UKIPO y a correr.

.

 

Y vuelta la burra al trigo

En su nueva decisión, la misma persona de la UKIPO vuelve a tratar el tema, ahora con la “perspectiva” añadida por el juez, aclarando en primer lugar que el juez ha confirmado que no espera que la UKIPO consulte el asunto con expertos externos, sino que decida basándose la información ya en su poder.

Luego señala que, a la vista de la sentencia, el juez piensa que en el caso de la GTUMCC existe una duda sustancial, por lo que se centra en determinar si existe la “perspectiva razonable” de que un tribunal decida que la teoría es válida.

Para ello, vuelve a recurrir a los 3 criterios (a,b,c) sobre la validez de una nueva teoría científica y asume que los expertos que nombrara el hipotético tribunal también los usarán. Sigue declarándose agnóstico respecto a los criterios a) y b), ya que no puede hacer él los experimentos necesarios o ni consultar con expertos externos independientes. Por ello, vuelve a confiar en el criterio c) como único criterio operativo en el caso. Ahora señala que considera poco probable que la comunidad científica decida rescatar la GTUMCC del olvido y que, aun si así fuera, es muy improbable que en el tiempo de vida de una patente se produzcan resultados más concluyentes que los existentes para las teorías actualmente en discusión por la comunidad científica (p.e. menciona la teoría de cuerdas o la gravedad cuántica de bucles), concluyendo que la GTUMCC no tiene una perspectiva razonable de mostrarse como una teoría válida.

Leyendo entre líneas, el Sr. de la UKIPO considera que en el caso de la teoría de cuerdas o de la gravedad cuántica de bucles sí existe una “duda sustancial” sobre su validez y que se podrían conceder patentes basadas en sus principios, ya que esta duda podría razonablemente  resolverse a favor del solicitante ante un tribunal.

Fuentes:

—xxx—

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s